Cannondale CAAD12 Disc


Probamos la nueva evolución de la familia CAAD, una bici de aluminio de marcado carácter racing ahora equipada con frenos de disco.

Fotos: Jesús Andrés Fernández

Cuando hablamos de Cannondale, hablamos de una marca líder de sobras conocida por todos. Fundada hace más de cuatro décadas en Estados Unidos y ligada a una tradición de diseño, constante desarrollo y fabricación de bicicletas de alto rendimiento. Tanto es así que la familia CAAD (Cannondale Advanced Aluminum Desig) que hoy nos ocupa, lleva en el mercado desde 1983. Cuando las bicis de la época todavía eran de acero, Cannondale dio un vuelco al mercado con la introducción del aluminio en la fabricación de los cuadros. La obsesión que tienen los de Connecticut por este material ha conseguido mantenerlo en la vanguardia de la tecnología y del rendimiento.

Esta CAAD12 es la última evolución de una bici de aluminio dirigida al público competitivo. Una propuesta contracorriente, equipada con componentes similares a otros modelos en carbono y notablemente más económica. El peso del cuadro se ha reducido en 200 gramos respecto a su antecesora, la CAAD10. Algo que se ha conseguido gracias al sistema Smart-Form, que manipula el aluminio tanto en el exterior como en el interior de los tubos. Consiguiendo más precisión en el espesor y la forma de los tubos. De este modo Cannondale ha conseguido un peso del cuadro de la CAAD12 de 1094 gramos. Un dato que nada debe envidiar a los actuales cuadros fabricados en carbono.

La CAAD12 es una propuesta contracorriente de una bici racing en aluminio de última generación.

La Cannondale CAAD12 está diseñada con un sistema denominado System Integration. Este proceso sostiene que, cuando los cuadros, las horquillas y los componentes clave se desarrollan en conjunto, el resultado es un rendimiento en armonía. Si a ello le sumamos el sistema de microsuspensión Seed Save –en zonas específicas del cuadro, la horquilla y la tija–, notaremos que se traduce en una sensación muy agradable en la conducción, a la vez que sólida y reactiva. Incluso a altas velocidades la bici es extremadamente estable. La familia CAAD12 se ofrece en seis montajes diferentes, todos ellos con grupo Shimano. Dos con Dura-Ace, dos con Ultegra y dos con 105. La diferencia más significativa entre los dos modelos de cada gama es el montaje de frenos de disco o frenos convencionales.

A tenor de la actual aceptación de los frenos de disco en las bicis de carretera, Cannondale ha querido ampliar su oferta en ese sentido; ofreciendo tres modelos de esta gama con esta opción de frenado. Cabe destacar que para poder sacarle el máximo partido a la frenada hay que acostumbrarse al tacto del disco, pero una vez adaptados podemos, apurar más la frenada sin llegar a bloquear la rueda, gracias a su buena modulación. Además la fuerza necesaria para detener la bici es mucho menor que la de un freno de pastilla, cosa que agradecemos en largas bajadas y curvas cerradas. Que sea mejor o peor seguramente dependerá del gusto y el tacto de cada ciclista, abriendo un debate que cada vez más está en boca de todos.

 

Sigue leyendo… Galería + Ficha Técnica ↓