Inauguramos esta nueva sección de altimetrías en colaboración con Ziklo y Altimetrías de Puertos de Montaña.

Fuimos muchos los que aprendimos a pegarnos al televisor en las sobremesas con la primera ascensión a los Lagos de Covadonga en la edición de 1983. Ver al Junco de Berriz atrapando al valiente Carlos Machín y sometiendo a quien se esperaba iba a ser el vencedor en los que empezaban a llamarse “Lagos de Hinault”, nos hizo enamorarnos de estos ” gigantes de la ruta”. ¡Qué mejor manera de comenzar una nueva sección en esta web que estrenarla con el que pasó a convertirse desde entonces, hace más de 30 años, en uno de los mitos de los puertos hispanos!

lagos 022

Altimetría de Lagos de Covadonga, puerto de categoría especial (Ziklo/APM)

Lagos de Covadonga
Para algunos la inmortal batalla de Covadonga no pasó de ser una simple escaramuza de Pelayo con algún destacamento moro. Pero podemos estar seguros de que, una vez más, este coloso asturiano es siempre escenario de las más grandes porfías ciclistas en la Vuelta. Como final de etapa vio su origen en 1983 cuando a las aguas remansadas de los altos de Covadonga se vino en  llamarlas los “Lagos de Hinault”, pues todo el mundo esperaba su victoria. Sin embargo fue un “junco” indomable, Marino Lejarreta, quien mereció el honor de ser el primer vencedor en este mítico puerto astur. A él se han ido añadiendo otros grandes nombres de la historia del ciclismo: Delgado, Herrera,  Robert Millar, Pino, Rincón, Tonkov, Jalabert y el último, Niemiec, en 2014. Nada más transitar junto a la cueva de la Santiña, las rampas se endurecen hasta superar el doble dígito en varias ocasiones. Luego algún breve momento de sosiego para aterrorizarse en el Km 7 con la inhumana visión de La Huesera, tremenda rampa de 800 m y con un máximo del 16%. No hay que confiarse, porque el siguiente tramo mantiene una pendiente semejante. Un descanso de apenas 400 m en un collado da acceso a una nueva zona dura al paso por el Mirador de la Reina, que continúa prácticamente sin solución de continuidad hasta un primer alto en el Km 10. Un descenso de 500 m para ir en busca de un segundo collado algo más allá del Km 12. Y desde el lago de Enol, quien empiece con cierta ventaja el postrer kilómetro, más suave, tiene bastantes papeletas para cantar victoria. Con la colaboración de Ziklo y Altimetrías de Puertos de Montaña.