Basada en Turín, la flamante compañía ofrece una gama completa de bicicletas de acero hechas a mano y con componentes de las mejores firmas italianas.

Ciclitorino nació en Turín hace unos años con el objetivo de crear bicicletas de acero según las especificaciones de cada cliente. Pocos años después han desarrollado una gama completa de modelos fabricados a la manera artesana tradicional, enteramente diseñados, construidos y montados en la ciudad italiana por expertos artesanos.

Los materiales usados en la fabricación de todos los modelos de la gama también son exclusivamente italianos, como los tubos Columbus para los cuadros, y vienen equipados con componentes de las mejores marcas italianas.

Actualmente, la gama de la joven compañía está formada por elegantes bicis clásicas, así como bicicletas para largas distancias, como la Sprint, Pavé, Turismo y Gran Turismo, diseñadas para cubrir grandes distancias y garantizar el confort sin comprometer el rendimiento.

Además, el conocimiento adquirido en la creación de cuadros de acero ligeros también les ha permitido desarrollar modelos encarados a la competición y el rendimiento, como la Vento, Piuma o la nueva Inossidabile, equipadas con los mejores componentes disponibles en el mercado (italiano, claro). Ciclitorino también ofrece el servicio Reparto Corse, que permite al cliente la posibilidad de adquirir una bici hecha a medida y con equipamiento especial.

Aparte de Ciclitorino, la compañía también posee Dësgenà, una realidad firme dentro del mercado de las bicicletas de piñón fijo, activa desde 2010. Siguiendo la misma filosofía italiana y clásica, las bicicletas cuentan con victorias alrededor del mundo, la más importante de ellas la victoria en la clasificación general del Red Hook Crit 2013 en Milán.