Está terminando ya el conocido como ‘otoño italiano’ que lo hará, realmente, pasado mañana con Il Lombardía para trasladarse después hasta Francia donde el plato fuerte será la París-Tours. El último Monumento del año volverá a reunir, por última vez, a varios de los grandes ciclistas que se suelen ver las caras en los meses de mayo, julio y agosto con motivos de las vueltas de tres semanas.

La conocida como ‘Clásica de las hojas muertas’ tiene además la trascendencia de que será la última antes de que las selecciones que faltan anuncien sus equipos para el Mundial de Doha, España entre ellas. Pero antes de ello, hoy se ha disputado una carrera importante como el Gran Piemonte que sirve como el último banco de pruebas antes de la cita mundialista que tendrá lugar dentro de dos semanas.

Un test en Piemonte

Después de Emilia, más dura, y Tre Valli Varesine donde hay un poco de terreno para todos, la cita piamontesa suele resolverse normalmente al sprint. Hoy tampoco ha sido una excepción y la victoria ha sido para Giacomo Nizzolo (Trek-Segafredo), que además es uno de los puntales italianos para la batalla de Qatar. El transalpino se ha impuesto en la llegada masiva a un accidentado Gaviria, con Daniele Bennati cerrando el podio.

colbrelli-limousin

La buena noticia para España es que Juanjo Lobato, que probablemente será la principal baza de nuestra Selección en el Mundial, ha sido cuarto y empieza a dar buenas sensaciones de nuevo. Evidentemente no estamos ante uno de los favoritos, y correr sin presión le suele beneficiar al gaditano. Tampoco los rivales eran los más fuertes de la disciplina. El quinto de la lista ha sido Sonny Colbrelli, tercer italiano.

Por cierto, que Colbrelli va como corredor de segunda fila en el combinado transalpino pero desde finales de agosto hasta ahora ha conseguido cuatro victorias. En teoría, el propio Nizzolo y Viviani serán los líderes del equipo, aunque la carta del ciclista de Bardiani no es ni mucho menos descabellada. Teniendo en cuenta, también, que la selección italiana tampoco parte entre las principales candidatas al oro.

El último Monumento

Pero Qatar todavía está lejos en el calendario. Antes habrá una buena batalla en Il Lombardía, el último Monumento de la temporada. En un principio no estará Nibali, pero sí irá Fabio Aru que en este tipo de pruebas suele tener una actitud parecida a la del siciliano. Otro de los favoritos al triunfo –podría ser su primera gran clásica- es el colombiano Esteban Chaves, que ganó el Giro dell Emilia y desde luego demuestra haber llegado en un estado de forma bastante bueno a estas alturas de la temporada.

Quien también irá, obligado por su equipo Katusha, será Joaquim Rodríguez. Es curioso, pero los ganadores de tres de las últimas cuatro ediciones de la clásica otoñal italiana podrían coincidir el año que viene en el Bahrain-Merida si a ‘Purito’ finalmente le termina seduciendo el proyecto de Oriente Medio y da marcha atrás en su decisión de retirarse. Por parte española se citará también Alberto Contador, mientras que otros ganadores como Gilbert, Dan Martin, Cunego o el eterno Rebellin también serán de la partida. Eso implica que todos los vencedores de la prueba desde 2007 estarán en la línea de salida.

Así que la ‘Clásica de las hojas muertas’ tiene, si cabe, más aliciente este año. Por primera vez llega antes del Mundial, aunque realmente no tendrá incidencia en él porque Lombardía no es tierra de sprinters. Llega el último turno de los ciclistas de las grandes vueltas en esta temporada.