Asistimos a la presentación mundial de la nueva Orca 2017, la bici más rápida jamás fabricada por Orbea.

Justo en el corazón del País Vasco, en Mallabia, Orbea nos abre las puertas de su fabrica en España, un emplazamiento que ha sido testigo de toda su historia como empresa a lo largo de sus 175 años de vida. Siempre en vanguardia con modelos únicos y bicicletas que pasarán a la historia de este deporte, Orbea ha sido –y es– un referente mundial en lo que a modelos de alta gama se refiere. El último ejemplo no es otro que la nueva Orca, la bici insignia de la gama de carretera de Orbea, y un nombre mundialmente conocido por todos sus éxitos logrados en carreras tan importantes como el Tour de Francia.

Identidad única

Con una filosofía propia y muy centrada en la proximidad, tanto con el cliente final como con tiendas y distribuidores, Orbea ha desarrollado la bicicleta de carretera más rápida hasta la fecha. Manteniendo la esencia de sus versiones pasadas, la nueva Orca mejora sus prestaciones en rigidez, conducción dinámica y peso. Y es que el cuadro de la nueva Orca, fabricado en carbono Toray, llega al mercado con un peso de tan solo 795 gramos.

orbea-orca-2017-peso

Con un montaje de serie puede alcanzar un peso de tan solo 5,7 kg.

De cualquier modo, y como es costumbre en Orbea, su objetivo prioritario no ha sido tanto el peso como la rigidez de la bici. En este sentido han buscado una mayor rigidez en todas las tallas de la gama y sobre todo en la parte frontal de la bici. Después de dos días rodando con la nueva Orca, podemos decir que efectivamente ahora aún podemos transmitir una mayor potencia en cada una de nuestras pedaladas, y que la bici ha aumentado su aplomo sobre el asfalto. Es más estable y más noble en cada una de sus reacciones.

Del mismo modo, se ha revisado la estructura y geometría del cuadro para lograr mucha más flexión por parte de los tubos y así obtener una mejor tracción en cualquier tipo de situación. Queda claro que si la nueva Orca es más rígida, más flexible y más ligera…  es una bici aún más rápida que su predecesora. Una autentica purasangre diseñada para sacar tu máximo rendimiento sea cual sea tu nivel como ciclista.

Revisión de elementos

Para dotar a la nueva Orca de un aire un poco más aerodinámico –y lejos de querer parecerse a una bici aero– se ha decidido por revisar la horquilla del nuevo modelo. Ahora se montará una horquilla semiintegrada, mucho más abierta que la anterior, y que de esta forma confiere una menor presión de aire sobre la rueda delantera. Según los estudios realizados por la marca, esta reducción de presión se traduce en una disminución de cuatro segundos –rodando a 40 kilómetros hora, durante 10 kilómetros–. En cualquier caso, la nueva horquilla juega un papel muy protagonista a la hora de mejorar la rigidez frontal de la bici.

orbea-orca-2017-horquilla

La nueva horquilla semiintegrada reduce la presión sobre la rueda delantera y mejora la rigidez frontal.

La geometría de la bici ha sido otro elemento que se ha visto modificado. Manteniendo su esencia 100 % racing, recorta la distancia entre ejes para una mejor reactividad. Del mismo modo se ha alargado el reach y se ha rebajado el stack, con lo que te obliga a adoptar una postura bastante exigente. Además, la nueva Orca ha buscado obtener una proporción de medidas y respuestas más equilibrada en cada una de las tallas. Por último, mencionar que han decidido recortar la longitud de sus vainas y conferir un mayor espacio entre ellas para poder montar neumáticos mucho más anchos.

Versiones y modelos

Para empezar diremos que ahora podremos optar por una Orca con –o sin– frenos de disco. Y es que la nueva bici se presenta en sociedad con las dos opciones de frenada, con todas las ventajas e inconvenientes que ofrece cada una de ellas. Además, el cuadro se comercializará en tres niveles de acabados y calidad de materiales; desde el tope de gama OMR, pasando por el OMP y, por último, el OME.

Respecto a sus montajes; son prácticamente infinitos. Con la confianza de marcas como Shimano, SRAM, FSA, Mavic o Fulcrum –entre otros–, podremos configurar la bici a nuestro gusto. Gracias al programa de personalización MyO podremos, además de configurar nuestro propio montaje, personalizar nuestra futura bici con los colores que nosotros mismos deseemos.

Conclusión

La nueva Orca es y será la delicia de todos aquellos ciclistas que busquen obtener el máximo rendimiento en cada una de sus salidas o competiciones. Polivalente y escaladora, se caracteriza por un enorme compromiso entre rigidez y ligereza. Cambiar de ritmo o pasar la bici allá donde apuntemos con la mirada será coser y cantar sobre la nueva Orbea Orca. Por si esto fuera poco, se trata de una bici con carácter e identidad única que podremos adaptar y personalizar totalmente a nuestras preferencias y gustos.

presentacion-orbea-orca-2017