El fabricante de esquís francés anuncia estar negociando con Time para la compra de la marca especializada en cuadros de carbono made in France.

El Grupo Rossignol, una de las mayores multinacionales mundiales en el ámbito de los deportes de nieve, ha anunciado estar en negociaciones para la compra del fabricante francés de bicicletas Time.

Con esta importante operación, Rossignol pretende diversificarse y entrar a formar parte de la industria de la bicicleta. Aunque las negociaciones aún están en marcha, se espera que el acuerdo esté cerrado a principios del próximo año. Bruno Cercley, presidente del grupo, ha destacado los muchos puntos en común que tienen Rossignol y Time: “Nuestras coincidencias son numerosas, así como nuestra complementariedad y filosofía empresarial. La compra de Time se adecua plenamente a nuestra idea de avanzar en sectores complementarios, siempre manteniendo nuestra apuesta por la exigencia y la calidad”.

Time, fundada en 1986, es una de las principales marcas de bicicletas de alta gama de Francia. Especialista y pionera en la fabricación de cuadros y horquillas de carbono, produce la mayoría de sus productos en su sede en Vaulx-Milieu, aunque la mayor parte de la producción se destina a la exportación (55 %). Para Time, el acercamiento del Grupo Rossignol supone un impulso a su política de marca. Su presidenta, Julia Cattin, asegura que “en los últimos treinta años nuestra empresa familiar ha sido capaz de generar una identidad propia, anclada en Francia, de gran reputación y una pasión que también vemos en las marcas de Rossignol. Estamos convencidos de que en manos de Rossignol estaremos en disposición de seguir creciendo y aumentar nuestra presencia en otros mercados”.