Ya estamos en la semana de ‘impasse’ previa al Tour de Francia, que es en lo que se han terminado convirtiendo los Campeonatos Nacionales. Hasta este año. Porque, milagros de la proximidad olímpica, en la cita de Cocentaina se van a reunir los mejores nombres del ciclismo español y no va a faltar prácticamente ninguna figura en la línea de salida que tendrá lugar el próximo sábado debido a que el domingo hay cita con las urnas.

Alberto Contador, Joaquim Rodríguez, Mikel Landa… y cómo no, Alejandro Valverde que defiende título. Son los principales nombres que se citarán el sábado, pero también son los principales nombres del ciclismo español en general, especialmente cuando hablamos de las aspiraciones patrias en grandes vueltas. Varios de ellos llevan años sin tomar parte en esta prueba.

De los ‘gallos’ de nuestro pelotón, probablemente el único que falte sea Samuel Sánchez. El veteranísimo asturiano, víctima de un cuadro bronquiopulmonar, tendrá que descansar y cambiar su objetivo del Tour de Francia por la Vuelta a España, como él mismo confirmó en el portal Biciciclismo. El campeón olímpico de Pekín 2008 regresará, previsiblemente, en la Clásica de San Sebastián.

Un recorrido para Río

Está claro que la celebración de los Juegos Olímpicos de Río dentro de más o menos un mes es fundamental para entender que toda esta constelación se vaya a reunir en Alicante. Pero no sólo por el hecho de postularse delante del seleccionador. También ha afectado al recorrido, y esto no es un detalle menor. El circuito es duro, muy selectivo, y eso tiene una consecuencia directa: corredores que no estaban muy por la labor de competir en recorridos más suaves han decidido poner sus ojos en la cita.

cocentaina-campeonatos-españa-ruta

El trazado consiste en dar seis vueltas a un circuito de casi 33 kilómetros, para un total de 194 con salida y llegada en Cocentaina. Al final de la prueba los corredores habrán acumulado un desnivel positivo de 3.560 metros, sobre todo con una primera mitad del circuito muy exigente. Sin duda el tipo de ciclista con posibilidades de ganar la carrera y ponerse la bandera en el maillot no es el mismo de estos años atrás.

Romper el dominio azul

Desde que el ciclismo español se puso como se puso, el dominio de Movistar ha sido tal que la prueba casi parece un coto vedado del conjunto telefónico. Desde el año 2010, los corredores que dirige Eusebio Unzúe han ganado ininterrumpidamente el Campeonato Nacional, a veces incluso con varios integrantes en el podio. El último en hacerlo fue Alejandro Valverde, que vuelve a tener opciones este año. Siempre las tiene, de hecho, y más con un recorrido tan duro y que tan bien se amolda a sus condiciones.

La tiranía de Movistar no se limita a la modalidad de ruta. De hecho, en contrarreloj también llevan años arrasando con todo lo que encuentran a su paso. El equipo telefónico ha ganado las tres últimas ediciones… en las que además copó al completo el podio. Toda una demostración de fuerza del único equipo World Tour español dentro de sus fronteras, que veremos si el jueves se repite.

pello

Una vez más, el encargado de intentar plantar cara será el Caja Rural. Al conjunto verde lo avalan los buenos resultados del mes de junio, con una Route du Sud donde Pardilla y Arroyo estuvieron junto a los mejores, y la gran temporada de gente como Pello Bilbao invita a la esperanza. Euskadi-Murias y Burgos-BH se dejarán ver a buen seguro, y desde luego que para ellos verse en el podio ya sería un gran premio. Sin equipo propiamente dicho habrá varios dúos interesantes: Contador estará asistido por Jesús Hernández, Purito irá de la mano con Losada y Vicioso. Cofidis tendrá las bazas de Dani Navarro y Maté y habrá que ver hasta dónde llegan los ‘portugueses’: el trío cántabro De la Fuente, Ezquerra y Mario González (Sporting-Tavira) y el cuarteto formado por Pablo Guerrero, Víctor Exteberría, Carlos Jiménez y Jacobo Ucha (Radio Popular Onda-Boavista). Por número, será interesante seguir al Louletano que lleva a José Antonio De Segovia y Eloy Teruel, acompañados por Cantero, Cañada, García de Mateos y José Moreno.

Sin duda va a ser una cita algo distinta, muy probablemente con más corredores en la línea de salida, lo que sólo puede ser bueno porque evidencia que, aunque lentamente, nuestro ciclismo crece. Y el espectáculo de este Campeonato de España, con todos los ‘gallos’ en liza, sólo puede ser positivo.