Este espectacular vídeo nos muestra el momento en que el ciclista júnior del HMT Sam Henning se vio afectado por un viento cruzado en la CRI de la Keizer der Juniores y acabó cayendo en una zanja llena de agua.

La etapa era de 6 km alrededor de la ciudad de Wulpen: “Todo iba bien en la segunda etapa hasta el tercer kilómetro, tomé una curva y el viento cruzado desestabilizó mi rueda delantera y acabé en la hierba”, explica el especialista en carreras contra el crono. “Creí que podía salvar la caída, pero salí disparado por encima del manillar y acabé en una zanja”.

El joven ciclista pudo salir por su propio pie del agua, pero recuperar la bici fue tarea difícil. Un mecánico del equipo tuvo que sumergirse también para rescatarla y se puede ver, gracias a la cámara situada en el manillar, que las extensiones de la bici de contrarreloj quedaron llenas de plantas acuáticas.

A pesar de la caída, Henning se recuperó y pudo terminar la contrarreloj, pero no tomó la salida en la etapa en línea que seguía en la tarde.