El corredor americano pagó toda su rabia contra la bicicleta durante el Philadelphia International Cycling Classic.

No pudo pasarle en peor momento… Después de aproximadamente dos años luchando contra una infección pulmonar que le había alejado de la competición, Chris Horner (LLLLupos Team) volvía a recuperar sensaciones sobre la bicicleta. A sus 44 años se había metido en la escapada del día cuando saltó su cadena en la subida a Lemon Hill.

Como se ve en el vídeo, y a causa de la avería, Horner desata toda su frustración y cabreo contra la bicicleta, sin reparar en el resto de los coches y motos que lo rodean. Su vehemente actitud, junto con el sinfín de palabras gruesas que empleó durante su particular actuación, le llevaron a recibir una sanción por parte de los comisarios. Peor imposible.

PARTE 1:

PARTE 2: